7 may. 2014

¿Dónde están las civilizaciones extraterrestres?

Varios de los principales astrónomos del mundo, entre los que se encuentra el ex astrónomo real de Gran Bretaña, Sir Martin Rees, suponen que las civilizaciones extraterrestres avanzadas, en lugar de utilizar ondas de radio o luz visible para comunicarse, pueden estar utilizando un medio de comunicación completamente diferente; como por ejemplo pulso de neutrinos u ondas gravitacionales (ondulaciones en el tejido del espacio-tiempo). O incluso otro medio de comunicación que aún desconocemos.

Por el momento no hay ninguna prueba que indique que no somos los únicos. No hay absolutamente ninguna evidencia que afirme la existencia de vida extraterrestre y mucho menos de vida inteligente. Sin embargo, parecería ser que las probabilidades de que en otro planeta haya evolucionado la vida y además la vida inteligente, desde el punto de vista estadístico, son muy altas. Hay un estimado de 250 mil millones de estrellas de la Vía Láctea (algunas cifras afirman que pueden ser unas 100 mil millones). Además, hay aproximadamente 100 mil millones de galaxias observables. De manera que el número de planetas en el Universo observable es un número aproximado de cien mil millones por cien mil millones. Que seamos los únicos resulta, como mínimo, sorprendente o extremadamente improbable.

El Universo observable. By Azcolvin429. Wikipedia.
Mientras tanto, nuestro Sistema Solar tiene una edad aproximada de 4,5 mil millones de años y se estima que el Universo existe desde hace más o menos 13,5 a 14 mil millones de años. De manera que hay tiempo suficiente para que se hayan desarrollado otras civilizaciones y los expertos creen que podrían haberlas mucho más avanzadas, quizás tanto como mil millones de años de existencia.
Las probabilidades de que estemos solos, en el único planeta que evolucionó la vida entre la inmensidad de los que hay es tendiente a cero. Parece tan increíble que así lo sea que es casi completamente irracional creerlo. Pero entonces, "¿dónde están?" preguntó el físico Enrico Fermi mientras almorzaba con sus colegas en 1950. 

¿Dónde están los extraterrestres?

Fermi razonó que si hay otras civilizaciones extraterrestres avanzadas, entonces por qué no hay evidencia de ellas, por qué no hay naves espaciales o sondas que floten en el espacio interestelar visible de la Vía Láctea. Su pregunta se hizo muy conocida por ser la Paradoja de Fermi. Dicha paradoja es la contradicción entre las altas estimaciones en la probabilidad de la existencia de civilizaciones extraterrestres y, sin embargo, la falta de pruebas concluyentes, o el contacto con cualquiera de tales civilizaciones.
Dada la avanzada edad del universo, y su gran número de estrellas, si los planetas como la Tierra son, como se supone, relativamente normales o frecuentes, entonces debería haber muchas civilizaciones extraterrestres avanzadas por ahí. Si, por el contrario, los planetas tipo Tierra no son comunes, por lo menos habría unas pocas civilizaciones avanzadas en nuestra propia Vía Láctea. 
Otra cuestión estrechamente relacionada es el denominado Gran Silencio. Las ondas electromagnéticas que nos llegan del espacio no indican absolutamente ninguna señal de vida inteligente. Incluso si es demasiado difícil el viaje espacial, y si la vida está ahí fuera, ¿por qué no detectamos al menos algún signo de civilización en las transmisiones de radio, por ejemplo?

¿Dónde están los extraterrestres? Nave diseñada por el autor para
ensayos en Blender
"El hecho de que aún no hayamos encontrado la más mínima evidencia de vida (mucho menos de inteligencia) más allá de esta Tierra", dijo Arthur C. Clarke, "no me sorprende ni me decepciona en lo más mínimo. Nuestra tecnología todavía tiene que ser ridículamente primitiva. Podemos ser como los salvajes de la selva comunicándonos con el sonido de tambores. Mientras que a nuestro alrededor habría más palabras por segundo de lo que se pudiera decir en toda la vida".

Lord Rees, cosmólogo, astrofísico y presidente de la Britain’s Royal Society cree que la existencia de vida extraterrestre podría estar más allá de la comprensión humana.

"Podríamos estar mirándolos a la cara y simplemente no reconocerlos como vida. El problema podría ser que estamos buscando algo muy parecido a nosotros, en el supuesto de que por lo menos tienen algo así como las mismas matemáticas y tecnología. Sospecho que puede haber vida e inteligencia allí afuera en formas que no podemos concebir. Así como un chimpancé no puede entender la teoría cuántica. Ellos podrían estar allí como aspectos de una realidad que está más allá de la capacidad de nuestro cerebro".

¿Cuál sería la naturaleza de la inteligencia extraterrestre, asumiendo que existe? 

El astrofísico Paul Davies, de la Arizona State University evalúa un punto muy interesante: “Es muy factible que existan civilizaciones sin tener que desarrollar una cultura científica. La ciencia, tal como la conocemos en la Tierra, no existiría sin la combinación de la investigación filosófica griega y el monoteísmo”.
La idea fundamental de Davies es que no hay que tener una visión antropocéntrica de la posible vida extraterrestre. Nuestra civilización no tiene más que 10 mil años de antigëdad, un parpadeo en términos cósmicos. Bien podría haber civilizaciones de un millón de años de edad, o incluso de unos 100 millones de años de edad o más. Las mismas estarían tan avanzadas que ni siquiera podemos imaginarnos cómo serían.
De hecho, Davies escribe en su libro “El extraño silencio”, que la tecnología avanzada no podría incluso estar hecha de materia. De esa manera, no habría límites bien definidos. 

¿Son la materia y la información todo lo que hay?, dice Davies. Hace quinientos años el concepto mismo de un dispositivo de manipulación de la información o el software, habría sido incomprensible. ¿Podría haber un nivel aún más alto, hasta ahora fuera de toda experiencia humana, que organice las cosas (más allá de la materia y la energía que conocemos). Si es así, este “tercer nivel” nunca se manifestaría a través de las observaciones hechas a nivel informativo, y menos aún a nivel de la materia.

Podría haber otros niveles de comunicación más allá de la materia y la energía

Debemos estar abiertos a la posibilidad real de que la tecnología avanzada extraterrestre de mil millones de años de edad, por ejemplo, podría estar operando en este tercer nivel. O tal vez incluso en un cuarto o quinto nivel, todos los cuales son totalmente incomprensibles para la mente humana en nuestro estado actual de la evolución.

¿Y si, por el contrario, nos estamos haciendo invisibles?

Sin embargo, la visión de Frank Drake, fundador del SETI y de la famosa Ecuación de Drake, apunta a otro aspecto. El cree que la televisión por satélite y la "revolución digital" están haciendo a la humanidad invisible a los extraterrestres por el corte de la transmisión de señales de televisión y radio hacia el espacio. La Tierra está rodeada de un cono de información de 50 años luz. Esta radiación es proveniente de las transmisiones de TV analógica, radio y radar. Según Drake, las señales de TV digital se verían como ruido blanco para observadores extraterrestres. De esta manera, si hay civilizaciones extraterrestres similares a la nuestra, que estén en el período de la radio, no nos detectarían.
Porque, aunque las señales se han extendido lo suficiente como para llegar a muchos sistemas estelares cercanos, están desapareciendo rápidamente en la estela de la tecnología digital, dijo Drake. En la década de 1960, Drake encabezó la conversión del Observatorio de Arecibo a un centro de la radioastronomía. Como investigador, Drake estaba implicado en los primeros trabajos sobre los púlsares. Drake también diseñó la placa Pioneer con Carl Sagan en 1972, el primer mensaje enviado al espacio en forma física. La placa fue diseñada para ser comprensible por extraterrestres si llegan a encontrarla.

Por Mariano Miguel Lanzi

No hay comentarios: